Rutina de limpieza facial de mañana

Recetas 496 Visitas
Cargando...

La limpieza facial es un procedimiento que si realizamos bien nos dará resultados muy positivos. Lo mejor que podemos hacer es realizar la limpieza facial en casa dos veces al día, una por la mañana al levantarnos, y otras antes de acostarnos.

No importa si la ropa que nos ponemos es de marca o no, el rostro es lo primero que verán los demás, y por tanto, tras llevar una limpieza facial regular nos sentiremos bien estemos donde estemos y llevemos lo que llevemos.

¿Por qué debemos realizar una limpieza facial regular?

¿Realizamos deporte con regularidad para mantenerlo saludables, o llevamos una dieta para perder esos grasa o mantener nuestro pedo? Pues lo mismo ocurre con la limpieza facial profunda.

La contaminación, el clima o nuestra situación personal son factores que afectan a la piel. Sabemos que estás habituada a retirarte el maquillaje cada día, sin embargo, esto no es suficiente.

Tenemos que ayudar a nuestra piel a recuperar la vitalidad e hidratación que el maquillaje y los aspectos anteriores van quitándonos. Así pues, esa debería ser la principal razón para poner empeño en la rutina de limpieza facial y los productos que usaremos.

Conocer el tipo de piel antes de la limpieza facial

No podemos aplicar sobre nuestra piel cremas que no van con el tipo de piel. Debemos contar con que su uso puede ser negativo y que a largo plazo nos darán problemas.

Piel seca

Este tipo de piel se descama con facilidad, dando lugar a la aparición de arrugas y algún que otro granito; la crema de la limpieza facial que aplicaremos debe ser bastante hidratante y con partículas nutritivas.

Piel normal

La piel con más suerte que alguien pueda tener. La suavidad y la escasez de grasa hacen imposible la aparición de poros y espinillas. No está de más mantener con regularidad una limpieza facial en casa para evitar contaminación exterior.

Piel mixta

Se hace presente al mismo tiempo zonas con grasa y zonas secas. Si tenemos este tipo de piel es bueno obtener cremas que combinen el tratamiento de estas pieles o conseguir los productos por separado y aplicarlos en las zonas indicadas.

Piel grasa

Las espinillas, puntos negros y poros son abundantes en estas pieles debido al exceso de sebo. Es normal que la abundancia de grasa se produzca durante los cambios hormonales. El punto fuerte de es las pieles grasas es que a largo plazo el tratamiento de limpieza facial será más sencillo y las arrugas tardarán en salir con el tiempo.

¿Cómo tratar los puntos negros durante la limpieza facial?

La limpieza de los puntos negros es una de las partes que componen la limpieza facial, y el primer síntoma que nos indica la ausencia de un tratamiento regular. Sobre todo en las pieles grasas, así que, cuidado.

¿Qué son los puntos negros?

Son poros con acumulación de grasa que, debido al contacto con el oxígeno, se vuelve de un color oscuro, denominándose puntos negros. La limpieza de cutis de los puntos negros debe enfocarse en la zona T (la frente y la nariz).

¿Cómo evitar los puntos negros con tratamientos de limpieza facial caseros?

Ahora bien, vamos a proponeros algunos remedios caseros para eliminar los puntos negros en la nariz o cualquier otra zona del rostro.

  • Mascarilla de yogurt, pepino y perejil. La mezcla se compone de 2 cucharas de yogurt natural, algunas hojitas de perejil y medio pepino. Lo mezclamos en una licuadora hasta que sea una masa homogénea. Extiéndete en el rostro y tras 15 minutos retíralo con agua templada.
  • Mascarilla de gelatina y leche. Combina una cucharada de leche y otra de gelatina sin sabor. Mézclalo hasta que se forme una pasta y calentarlos unos segundos en el microondas. Posteriormente, aplícalo con una brochita sobre el rostro y tras 10 minutos, retíralo.
  • Mascarilla de limón. En un recipiente agrega zumo de un limón, aceite de almendras y glicerina. Usa esta mezcla todas las noches cuando te hayas quitado el maquillaje. Retíralo con agua tibia.
  • Exfoliante de miel y canela. Mezcla cuatro cucharadas pequeñas de miel con canela en polvo. Aplícalo sobre las zonas que percibes con puntos negros y duerme toda la noche con la mascarilla. Al día siguiente, retíralo con una toalla y agua tibia.

5 Pasos para conseguir la limpieza facial perfecta

Podríamos destacar que estos pasos que os vamos a dar a continuación van a servirte para una limpieza facial en casa.

1. Retirar el maquillaje

En primer lugar, retira todo el maquillaje que tengas en la cara con alguna con agua miscelar o crema desmaquillante no agresivo con la piel, pero si con los productos de maquillaje. Siempre buscando que el producto se adapte al tipo de piel.

Es importante que quites el mismo de ojos y pestañas, lo que te llevará un buen rato, dependiendo de la cantidad de eyeliner y sombra de ojos que te aplicaste. Para finamente haber conseguido el primer paso para una limpieza facial profunda.

  2. Aplicar la mascarilla

Una vez retiradas todas las partículas de maquillaje, le toca el turno a la leche limpiadora. Las hay de todo tipo y encontrar la nuestra solo nos llevará unos minutos mirando la composición de la crema.

Puede usar alguno de los tratamientos faciales caseros que te dejamos antes y que pueden servirte como extra cuidado. Podemos aplicar la una crema exfoliante con alguna máquina de limpieza facial que masajee y limpie en profundidad, o bien, podemos usar las propias manos, pero su efectividad no es igual.

  3. Retirar con cuidado

Con agua tibia, casi templada, retiramos con cuidado la crema. Vigila que no te queden restos en zonas como ojos o comisuras de los labios, porque posteriormente, pueden molestarte en la aplicación de la crema hidratante.

 4. Hidrata en profundidad

Finalmente, elegiremos un tónico que ayude a la piel a hidratarse, refrescarse y equilibrar el PH. De esta manera, cogemos discos de algodón y vertemos el tónico hasta empaparlo por completo, y dando pequeños toquecitos, extendemos el producto sobre el rostro.

5. Los ojos

La limpieza de la zona de los ojos va a parte. Se debe hacer con una crema hidratante, de las que puede encontrar en exclusiva para esa zona del rostro, en forma de crema o más líquida, y creada para una función en concreto.

Para terminar, podemos añadir que existen cremas que actúan durante unos minutos sobre el rostro para después, retirarlo. Las hay creadas a partir de pepino, naranja, aloe vera, u otro tipo de productos naturales. Siempre confía en productos certificados y no en los de vendedores particulares.

2 mascarillas naturales para la limpieza facial

Mascarillas naturales y caseras

Antes de usar cualquiera de las mascarillas o tratamientos, es muy importante que sepas cuál es tu tipo de piel. También es esencial lavar correctamente tu rostro con agua tibia y jabón neutro. De esta forma quitarás impurezas y residuos.

1. Aceite de oliva

Está presente en la mayoría de los hogares y es muy eficaz para limpiar la piel profundamente. Remueva impurezas y deja el cutis suave y terso. El aceite de oliva es un maravilloso desmaquillante y un potente limpiador. No dudes en usarlo todas las noches antes de dormir.

  • Aplícalo con un algodón y haz movimientos circulares comenzando en la frente. Baja por la nariz, sigue por las mejillas, continúa por el mentón y termina en el cuello.

2. Mascarilla de clara de huevo y miel

Es una combinación increíble porque, además de limpiar la piel, evita las infecciones y deja el cutis muy terso. Lo mejor de todo es que contribuye a regular la producción excesiva de grasa, sobre todo en aquellos que tienen tendencia a padecer acné.

Ingredientes

  • 1 clara de huevo
  • 1 cucharada de miel (15 gramos)

Preparación

  • En un recipiente coloca la clara de huevo (la yema déjala para alguna receta) y bate ligeramente.
  • Añade la miel y mezcla para obtener una crema homogénea.
  • Aplica en el rostro con movimientos circulares y deja actuar 15 minutos.
  • Pasado ese tiempo, enjuaga con agua tibia.
  • Para terminar, aplica una crema hidratante suave.

¡VIDEO ADICIONAL!

Cargando...
Compartir

Comentarios